Este pleito es nuestro

Tenemos que meternos, tenemos que pelear

Este pleito es nuestro, de los ciudadanos

Por Hermann W. Bruch

No podemos seguir dejando que nuestro destino sea manejado, manipulado o simplemente manoseado por políticos inescrupulosos que se han apoderado de nuestro sistema político mal llamado democracia. La hora ha llegado, lo aceptemos o no, para que tomemos la riendas de nuestro destino. Si no lo hacemos, ya nunca podremos quejarnos pues habremos dejado pasar la mejor oportunidad que se nos haya presentado jamás.

Muchos dirán que estoy delirando. Quizá sea cierto. A veces confundimos los sueños con delirios. Pero siguen siendo sueños y siguen siendo válidos. Estanos justo en el momento de que se lleven a cabo cambios sustanciales en la forma que participamos en el proceso de llevar representantes nuestros a la Asamblea. Pero más importante aún es comprender y poner en práctica nuestra participación diaria, constante, continua y tenaz en los temas nacionales. De nosotros depende que las cosas importantes sean colocadas en la agenda de quienes tienen el mandato de actuar en beneficio de nuestro país.

Ya no podemos quejarnos de no tener acceso a los medios de comunicación. Ya no los necesitamos. Que se dediquen a lo que les gusta hacer: publicidad. La cosa pública, el quehacer ciudadano, lo que nos gusta, lo que nos disgusta, lo bueno, lo malo y lo feo, somos nosotros con nuestros aparatitos los que podemos diseminarlos masivamente a través de las redes sociales de nuestra preferencia. Definitivamente, y sin temor a equivocarme, lo interesante, lo importante, lo novedoso llegará al tope de a lista. Ya no tenemos excusas. Sólo tenemos que meternos y dar la pelea.

Quiero proponer un primer tema que considero nos atañe a todos y que, si ponemos suficiente presión, significará un cambio positivo en el sistema electoral. Se trata de pedir a los 4 Magistrados de “la Sala” a que emitan sus sentencia en contra del voto por banderas y los perniciosos residuos y cocientes. Ese solo acto de “justicia” constitucional sería como el banderillazo de salida en la carrera por poner en manos de los ciudadanos el acto de elegir a nuestros representantes.

Una vez logrado esto, entonces podemos meternos, a discreción de cada uno de nosotros, en poner otros temas en la agenda de los candidatos a alcaldías y a diputaciones. Si somos capaces de decirles lo que queremos y esperamos de ellos, seguramente lo colocarán en sus “promesas” de campaña y este sería otro gran paso en la dirección correcta. No me cansaré de insistir nunca de que el rumbo de nuestro país está en nuestras manos, ya sea por acción o por omisión. De nosotros depende. Metámonos al pleito. Es nuestro pleito. Es nuestro futuro en que está en juego.

Los jóvenes tienen ahora una gran oportunidad. Están libres de pecado, tienen las manos limpias en política. Es hora de que se agrupen y se metan al “gran juego de todos los juegos” el juego de la democracia en manos de los ciudadanos y no de los políticos. Adelante jóvenes salvadoreños. Métanse al pleito. Métanse a la jugada. Métanse en la política. Hagan política. El país y las futuras generaciones se los agradecerá.

You can leave a response, or trackback from your own site.